a7x

The stars in the night, they lend me their light to bring me closer to heaven with you.

A7X

miércoles, 30 de noviembre de 2011

Miércoles Musicales #4 Rihanna (Nuevo Disco)

>

Poco a poco me voy metiendo más en blogger. Aún no actualizo a diario, ni me meto todos los días aquí, pero es que la verdad, entre escribir, exámenes y trabajos (todo esto mientras tanto twitteando, es un vicio), no tengo tiempo en pararme a leeros y reseñar. Porque acabé Crescendo y aún no he hecho la reseña -.- Aún así, como esto es una entrada normalmente cortita y breve, me paro un momentito (que estoy haciendo un trabajo de informática) ¡y actualizo de una vez! Por cierto, dentro de 16 días el blog cumple un añito, no haré concurso porque he hecho ya 2 en este año y la verdad es que ahora mismo no tendría dinero (y no colaboro con editoriales, están muy rancias todas ¬¬ EJEM), pero lo celebraremos de alguna forma que estoy pensando.... ¡jijijijijijiji! Os daré una pista: es algo que os gusta mucho de mi blog porque os reís un montón. ¡Y ya no digo más!
Os dejo con una canción del NUEVO disco de Rihanna que me encanta. El anterior me gustó pero las canciones no eran su estilo, esa no era la Rihanna que conocí hace 4 años. Ahora, este disco se asemeja más a aquellas épocas y he de decir que casi todas las canciones me ENCANTAN, pero yo destacaría esta:




¿Qué os parece? A mi me encanta. We Found Love y Where Have You Been también me encantan, pero las tengo muy escuchadas ya.

Espero que a vosotros también os haya gustado tanto como a mí, ¡yo no paro de darle al play cada dos por tres!


miércoles, 16 de noviembre de 2011

Miércoles Musicales

>


Y tras muchos muchos miércoles en los que no he llegado a subir nada y menos, comienzo de nuevo a actualizar esta sección! ¿Con qué os voy a sorprender hoy? Pues la verdad es que dudo mucho que os sorprenda, porque esta canción la habréis escuchado mil veces. Nuestra cantante Adele y su GRAN voz nos dan escalofríos y nos hacen sentir muchas cosas mientras escuchamos Someone like you, con una letra que dice muchas verdades.

Si no la has escuchado o simplemente quieres volver a ponerla, ¡dale al PLAY!



A veces el amor dura, pero otras en cambio duele.


¿Qué os parece? Es preciosa, ¿verdad?



martes, 15 de noviembre de 2011

Crónicas Vampíricas (The vampire diaries)

>


¿Por dónde empezar? The vampire diaries, según me han contado no se parece en nada al libro, que es mil veces peor, también dicen.
Me comencé a ver esta serie por la sencilla razón de que en twitter veía a mucha gente comentarla y yo pensaba: Joder, si tanta gente la ve y le gusta tanto, ¿qué hago aquí mirando los comentarios y no la veo? 
Y así le di al play. 
Lo cierto es que la primera temporada es mucho peor que la segunda, que es genial y la tercera que es mejor incluso que las otras dos juntas. La intriga y el "¿Cómo lo van a solucionar esto ahora?" me hacían mantenerme pegada a la pantalla. Llegué a la tercera temporada en tan solo dos semanas y con instituto y exámenes de por medio. ¿Entendéis el pique? Porque la serie se compone de aproximadamente 22 episodios por temporada, que no son pocos, y encima de larga duración. Pero, digo yo, ¿y nos importa tanto que sean tan largos? ¡Si cuando se termina uno necesitamos ver el siguiente! Y así contiiiinuamente hasta llegar al parón que han hecho hasta enero -oh, no sé ni cómo voy a sobrevivir a eso-. Pero, diréis, ¿por qué pica tanto una simple historia más de vampiros y brujas? ¿No se parece a Crepúsculo? Y aquí es donde yo me levantaría y me subiría encima de la mesa para decirte: NO LOS COMPARES. 
The vampire diaries cuenta una historia muy distinta. Quizás en lo único que se parezca es en que una humana se enamora de un vampiro guapete que va ahora al instituto. Y YA.
Porque en Crepúsculo NO EXISTE mi Damon -mío, que conste-.



¿Buscáis un personaje increíblemente genial, divertido, cabrón, cabrón, capullo, capullo, guapo, guapo, buenorro y maravilloso? Aquí os presento a mi marido entonces:


-Repito, tiene una relación seria, dentro de lo que cabe, conmigo. No acepto acopladas-

Y aparte del genialoso de Damon que nos hará reír hasta no parar -más de una vez lo ha hecho, muchas muchas- tenemos una protagonista valiente que sabe lo que hace. Elena no es Bella ni tampoco Katniss, pero bueno, nos conformamos con alguien menos estúpido que la Swan. Y después está Stefan, el vampiro del que nuestra protagonista se va a enamorar, "el mártir" como lo llama a menudo Damon para cachondearse de él. El vampiro "vegetariano":
*Stefan va a salir al bosque para beber sangre de algún animal*
Damon: ¡Saluda a las ardillas de mi parte!

¿Entendéis ahora por qué me encanta TANTO? Porque vale, en la primera temporada, lo reconozco, fue un capullo con todas las letras. Mataba y mataba. Mataba y mataba. Pero eh, que tiene su corazoncito y cada vez que hace algo bonito... mueres de amor. 

Después tenemos a unos personajes secundarios igual de fantásticos. En la primera temporada, ya digo, es como la época oscura; ya sabéis, los personajes van evolucionando y cuando de verdad te van a encantar es en la segunda. 
Caroline, que me gusta más que Elena, es valiente y fuerte -pero no lo es hasta la segunda, así que cogedle asco mientras tanto como hice yo-. 
Alaric, al cual amo después de Damon y Tyler. Genial, simplemente.
Katherine, una zorra donde las haya. A mí sigue sin gustarme, aunque hay bastante gente que la adora. No me convence, en realidad es una cobarde y manipuladora.
Bonnie, no me gusta ni a la de tres, aunque últimamente me cae mejor, pero tampoco demasiado. Abusa demasiado de su poder.
Tyler, al que adoro y me tiene loca. Aunque NADIE como Damon.
Jeremey, un hermano adorable y encantador que cuando vuelve por el buen camino, lo veréis con otros ojos -al principio es un puto drogadicto-.

Músculos, músculos everywhere.

Y ahora diréis: Joder, pues si la primera temporada es tan mala...
Bea encima de la mesa aún: ¡NO! La primera temporada pica muchísimo. MUCHO. MUCHO. Y necesitas ver y ver más episodios. Claro que los personajes evolucionan en la segunda, pero aún así gustan -aunque Tyler y Caroline no me gustaron hasta la segunda-.
Vale la pena verse la primera temporada, está llena de secretos y secretos y entre esto: amor. Y dentro del amor están Stefan y Elena amándose y Damon de por medio dando por saco -ohhhhh, qué genial es-, metiéndose con ellos y fastidiándoles. 

Te observo mientras duermeeeees.


¿Y ahora, qué me decís? ¿La veréis?
Yo lo haría otra vez si no fuera porque ya me sé qué va a ocurrir, pero por nada cambiaría esas tardes picada y mirando la pantalla del portátil como una friki. Además de que también lloraréis -bueno, hasta la segunda temporada lo dudo-.
Y nada mejor que suspirar de amor hacia Damon.
En serio, os encantará, y lo digo yo que al principio lo odiaba.

*Me bajo de la mesa más calmada*

                                      

Y por todo lo que os he dicho, esta serie se merece tal nota. Además de tener unos personajes muy distintos entre sí y una historia de amor, la trama de vampiros, brujas y demás nos encantará y nos mantendrá pegados a la pantalla. 



lunes, 14 de noviembre de 2011

Esmeralda

>

¿Qué os vais a encontrar leyendo Esmeralda que no sea intriga, secretos, amor, desengaños y un Xemerius igual de divertido que siempre
Lo cierto es que he de reconocer que al principio Gwen se pasa todo en SANTÍSIMO rato llorando. ¡Me acababa hartando!, pero yo continuaba leyendo porque:
1) Gideon me puede, es genial.
2) La historia que Kerstin nos cuenta es increíble.
3) Necesito que me resuelvan muchas muchas dudas.
Comenzaría diciendo que las tres cosas citadas anteriormente se cumplen a lo largo de la novela. 
Sinceramente, es el mejor libro de los tres. Puede que en cuanto a humor gane Rubí, porque como Rubí, ninguno. Esa Gwen fuerte y con una gran personalidad que hacía que te partieses de risa todo el rato. 
Pero en Esmeralda nos encontramos a una completa llorona -aunque sigue siendo igual de valiente que siempre-
Podría resumiros la mitad del libro en: el instituto se inunda de lágrimas de Gwen, la casa de Lady Arista se inunda de lágrimas de Gwen, el pasado se inunda de lágrimas de Gwen, la limusina se inunda de lágrimas de Gwen
Y así con todo lo que pise esta chica, porque no ha habido momento en esas primeras 200 páginas en las que no se lamente de lo mal que la ha tratado Gideon y lo tonta que ha sido dejándose llevar por él, lo mal que lo está pasando a causa del amooooor y todo eso. Y tú te dices: ¡GWEN, reacciona! Y le das una hostia a ver si espabila.
Pero quitando eso, que es lo que básicamente le bajaría la nota al libro, en lo demás supera las anteriores entregar con CRECES. Para empezar, cada vez hay más y más y más y más y más y más secretos y tú estás pensando: Joder, joder, joder. Y empiezas a montarte tus propias historias en la cabeza y tus teorías que en nada se acercan a la verdad. FRÍO, FRÍO. Porque algo que me ha gustado mucho de este libro es que me han parecido impredecibles una cantidad de cosas. Quizás el secreto SECRETO ya lo habíamos intuido todos, es más, no me resultó nada impresionante, pero aún así, los demás misterios y los personajes, nos dejan boquiabiertos. Sobre todo el secreto del final.
AVISO: Ni se te ocurra leerte la última frase del final ni nada por el estilo, si eres de esos que les gusta hacerlo, porque no va a tener gracia entonces. 
Pero, ¡EH!, ¿qué hago hablándoos de esto y no de los personajes?
Sin duda, Leslie es una genio y sigue siendo igual de guay que siempre. Es de ese tipo de amigas que a todas nos encantaría tener. Primero los amigos, luego lo demás -> Esa es la norma que ella sigue.
Gideon... ¿qué decir? Me encantaba ya desde Rubí, aunque me parecía un poco demasiado egocéntrico, pero acabó por robarme el corazón al igual que a Gwen así que... Sinceramente, en este libro se nota su gran evolución.
Xemerius tan divertido como siempre. Es posible que haya veces que sería mejor que se callase o que se las debería tomar más en serio, pero aún así, se nota lo mucho que aprecia a nuestra querida Gwen.
Caroline y Nike son más monos que la cosa más mona del mundo, y con eso os lo digo todo.
Grace, Paul y Lucy: otros personajes que me han gustado bastante. Simplemente: geniales.
Lucas: el abuelo, abuelo, abueliiiiito de Gwen, ¡yo también quiero uno así! Un personaje imprescindible en esta tercera parte.

Sinceramente, debéis leeros esta trilogía porque valen la pena: horas de risas y risas, misterios y secretos por cada rincón y amor, mucho amor.


Un gran cierre para esta maravillosa trilogía.
Lo único que restaría al 10 merecido es que Gwen se pasa gran parte del libro lloriqueando, por lo demás, fantástico.



¡HE VUELTO, SÍ!

>

No sé si os habrá pasado alguna vez, yo no pensé que me pasaría. He desaparecido de blogger por lo menos... ¿2 meses? 
No he publicado nada, no me he pasado por NINGÚN blog, y he dejado de lado todo esto. 
La verdad es que no he leído mucho, así que a no ser que llenase mis últimas entradas con chorradas, no sé con qué podría haber actualizado. El caso es que vuelvo a las andadas, está claro que no pienso dejar mi blog abandonado, ni los vuestros. Digamos que me he tomado mis dos meses sabáticos, en los que me he dedicado, mayormente, a mi novela -la cual me ha provocado muchos dolores de cabeza y noches en vela-. 
Si me metía en el ordenador era para: twittear, hablar con los amigos, ver series y sobre todo: escribir
Y así ha pasado que ni le echaba un mísero vistazo a mi blog, que lloraba por mi todos los días y decía: ¡Oh, desdichado de mi, que mi creadora, T-Weary, se ha olvidado de que existo!
Realmente no me había olvidado, pero es cierto que lo he dejado solo. No volveré hacerlo, hasta que no me de otro ataque de abandono, que pongamos, dentro de unos años, me vuelva a ocurrir. Así, veamos, seguramente esta entrada la lean... dos o tres personas, ya que os he abandonado y poco merezco que me leáis. Podría decir que comienzo otra vez con todo esto, volveré a enterarme de todo lo que se cuece por el mundo bloggeril y demás.
Ante todo: LO SIENTO.
Y matadme si queréis por dejar a La estación de los silencios tan vacía y silenciosa como nunca. De todas formas, pronto cumple un añito y desde luego que no pensaba dejarlo celebrarlo a él solitariamente -a lo forever alone-.
Y para celebrar mi vuelta -Bea se ve sola con un gorrito en la cabeza y un poco de confeti en el suelo- nos quedamos con lo que ya ha vuelto LOCA y MÁS QUE LOCA a la bloggosfera y a twitter entero: el maravilloso tráiler de Los Juegos del Hambre.
Para quien quiera disfrutarlo en HD: 


Y para quien quiera disfrutarlo además sabiendo qué c*** dicen, nuestro querido Mike nos lo ha traducido y subido al youtube: 


¿Qué os ha parecido a vosotros, pequeñuelos? 
A mi me ha EN-CAN-TA-DO
La película va a ser sublime, ya lo sabemos todos. Y la verdad es que promete MUCHÍSIMO. Espero que los americanos cumplan con su parte y vayan corriendo al cine a verla... o nos quedaremos sin más partes sublimes de esta gran trilogía.




Ahora me pondré con un par de reseñas que tengo ganas de hacer: Esmeralda, libro que me ha encantado; y la reseña de la serie The Vampire Diaries, con la que uno de sus personajes -mi amado amadísimo Damon- se ha llevado el premio Tigüeary a mejor personaje que he conocido, robándole el puesto a Jace

Así pues, repito, lo siento muchísimo por abandonaros de esa forma y no espero que vayáis a hacerme mucho caso apartir de ahora, pero bueno, yo volveré a las andadas aún así.